Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información

 

 

El Poder de la Mente

-???-


5 hacks cerebrales que te darán poderes alucinantes

El poder de la mente > Mente. Trucos mentales

Puedes mejorar tu mente de la forma normal, con mucho trabajo y años de progreso lento y gradual. O puedes utilizar algunos de los trucos incorporados en tu cuerpo y acortar el camino hacia tu objetivo. Estos hacks vienen con diferentes grados de dificultad, pero no hay riesgo o posibilidad de lesiones. Y los científicos dicen que todos ellos funcionan.


5 hacks cerebrales que te darán poderes alucinantes


es un desastre para recordar listas. Piensa en esto: cuando vas al supermercado, ¿cuál es el número de elementos que puedes memorizar antes de tener que escribirlas? ¿Tres? ¿Cinco? Para la mayoría de nosotros, si no hay nada más que eso, volvemos a casa y encontramos que nos hemos olvidado de la leche (que por cierto era toda la razón por la que fuimos a la tienda).

Eso es raro, porque hay otras cosas en la vida con las que no tenemos ningún problema. Por ejemplo, no tenemos mucha dificultad para recordar la ubicación de un centenar de lugares diferentes en la ciudad, aunque no sabemos las direcciones (¿cuándo supiste la dirección de tu cafetería favorita?), O la ubicación de un millar de objetos de la casa. Claro, no podrías escribirlos todos, pero si un amigo te pregunta donde puede encontrar una linterna, probablemente vas a tener una respuesta. Si sólo hubiera una manera de aprovechar esta fuerza para superar la otra debilidad...

El Hack:

Eres capaz de encontrar tu camino en tu ciudad porque una gran cantidad de tu potencia mental está dedicada a la memoria espacial que consiste en el aprendizaje del diseño de tu entorno. Y esta es una manera que puedes aprovechar como un truco para recordar largas listas. Los llamados campeones de memoria han estado haciéndolo siempre. Lo llaman la creación de un palacio de la memoria.

Así es como funciona: escoges un lugar familiar que conoces bien y que puedes imaginar sin mucho problema: el interior de tu casa, el plano de tu barrio, lo que sea. A continuación, te imaginas a ti mismo caminando a lo largo de una ruta específica en ese lugar y asociando un artículo en tu lista con cada ubicación.

Así que digamos que estás tratando de recordar una larga lista de compras, y decides usar el barrio para visualizarlo mentalmente. Te podrías imaginar el primer elemento de la lista - preservativos - esparcidos de cualquier manera a lo largo de tu camino de entrada. Lo siguiente en la lista podría ser la cerveza, imagina que tu vecino se desmayó borracho en su jardín, los pantalones abajo, si quieres. El siguiente paso es pizza congelada, por lo que imaginas pizas reemplazando todas las ventanas en la casa de tu vecino borracho. Deja que tu imaginación haga el trabajo duro por ti, cuanto más ridícula sea la imagen, más fácil será derecordar.

Todo esto suena como un paso adicional ridículo, pero pronto te das cuenta de lo increíblemente fácil que de repente se hace el recordar una lista. Estás simplemente obligando a ayudarte a la parte de la memoria espacial de tu cerebro. Y puedes empezar a hacerlo en cualquier momento ya que la técnica de memorización palacio de la memoria (o método de loci) no es algo que requiera años de práctica. En 1968 en un estudio, se pidió a los estudiantes universitarios que memorizaran una lista de 40 artículos asociando cada elemento con una ubicación específica en el campus. No sólo fueron los estudiantes capaces de memorizar un promedio de 38 de los 40 artículos, sino que al día siguiente fueron capaces de nombrar a 34 de la lista original.

En otro estudio, también se pidió a los jubilados alemanes que memorizaran una lista de 40 palabras, asociando cada palabra con las señales de Berlín. Antes de usar el método, sólo podían recordar un promedio de tres palabras. Después de asociar la palabra alemana para "padre" con el zoológico de Berlín, por ejemplo, los participantes podían recordar un promedio de 23 palabras de la lista. Ah, y no tienes que tener un lugar para cada elemento de la lista. En otro estudio, los sujetos sólo tomaron su paseo imaginario dos veces y todavía eran capaces de recordar el 34 de los 40 artículos. En serio, tienes que probar esto.

# 4. Retener información para espaciar los recuerdos

El infierno de tratar de aprender algo es que el tiempo borra al azar la información importante que has aprendido de memoria. Es por esto por lo que muchos de nosotros terminamos repasando en el último minuto para los exámenes. No es sólo la dilación, es el temor de que si estudiamos un mes antes de tiempo, vayamos a olvidar parte del temario el día del examen. Así que nuestra única respuesta es meter todo en nuestra memoria a corto plazo, sabiendo que vamos a perder lo aprendido después de la prueba. ¡Un dinero de la matrícula muy bien gastado!

No es ese el camino, lo que necesitamos es una manera de conservar la información para el largo plazo, sin tener que hacer un montón de trabajo. En otras palabras, necesitamos un método científico para llegar a la cantidad mínima exacta de tiempo y energía que necesitamos para mantener con éxito la información importante.

El Hack:

Hay un proceso medible mediante el cual el cerebro pierde la información, la "curva del olvido." Si deseas información para no perder, hay un truco específico que puedes hacer para trabajar esta habilidad. Se necesita un poco más de práctica que la habilidad del anterior palacio de la memoria, pero si tu trabajo o estudios dependen de ello, vale la pena. Básicamente se trata de una cuestión de averiguar la velocidad a la que tu cerebro se olvida de las cosas y adaptarse a ello. Lo llaman repeticiones espaciadas.

Digamos que estás tratando de aprender alemán, y vas a tener un examen final dentro de cuatro meses. La forma más rudimentaria de practicar la repetición espaciada es poner las palabras que necesitas aprender en tarjetas de nota con el español en el frente y el alemán en la parte posterior (tarjetas de memoria flash, básicamente) y crear tres pilas marcadas:

1. Todos los Días

2. Cada Semana

3. Una vez al mes

Las etiquetas te indican con qué frecuencia vas a mirar las tarjetas de memoria flash. "¿Qué?" me vas a decir, "¡no tengo tiempo para estar estudiando así todos los días! Además, ¡yo sé que puedo mantener estas cosas en mi cerebro!" De acuerdo, es probable que puedas. Este método te dirá exactamente durante cuánto tiempo. Ese es el punto: llegar a la mínima cantidad exacta de tiempo que necesitas para estudiar.

Así que, la primera vez que estudies, entrénate con todas las tarjetas flash. Las que se te dan bien, pásalas a la pila de "cada semana". Las que te dan se te dan mal siguen la pila de "Cada Día". Al día siguiente lo intentas de nuevo, pero ahora tienes una pila pequeña. Al día siguiente, será aún más pequeña. Una semana más tarde, podrás probar la pila "cada semana" de nuevo, y las que te acuerdas van a la pila "Mes".

Un mes más tarde, vas a la pila "una vez al mes" para asegurarte que lo recuerdas. Las cosas que has olvidado entran de nuevo en la rotación semanal. ¿Sabes lo que estás haciendo? Estás averiguando el tiempo exacto en el que estos recuerdos se caen de tu cerebro. Los lapsos de tiempo son flexibles (si tienes un examen o una presentación en dos semanas, se puede acortar el proceso entero - hacer tus tres montones diarios, cada dos días, cada tres días).

Si eso todavía te suena demasiado complicado, un psicólogo polaco llamado Piotr Wozniak creó un software informático que lo hace por ti (en inglés):

http://www.wired.com/medtech/health/magazine/16-05/ff_wozniak?currentPage=all


Eso es sólo un ejemplo gráfico; la tuya será diferente. Pero eso sí, funciona. Wozniak en realidad llevó a cabo un experimento en sí mismo con la memorización de miles de sílabas sin sentido y descubrió que podía repetir la lista de tres años más tarde. Así que cuando estés caminando por la ciudad y veas gente murmurando sílabas sin sentido para ellos todo el día, esto es probablemente lo que están haciendo. ¡Pregúnteles sobre el tema!


5 hacks cerebrales que te darán poderes alucinantes


# 3. Escribe a mano (incluso si no vas a leerlo más tarde)

¡Rápido! ¿Cuándo fue la última vez que cogiste una pluma y escribiste algo? Probablemente no recuerdas cuando salvo para la firma de un recibo, ¿no? ¿Una nota que dejaste en el coche aparcado en el centro comercial? En esta era de los teléfonos inteligentes y constantes mensajes de texto, la mayoría de nosotros hemos perdido el suave arte de la escritura con un lápiz. Lo que es una lástima, porque si quieres información para que quede pegada en tu cerebro, necesitas para escribir a mano.

El Hack:

El acto de la escritura a mano en realidad involucra una actividad neuronal que no consigues a golpe de aporrear un teclado. Durante un experimento en la Universidad de Indiana, los niños en edad preescolar que estaban aprendiendo el alfabeto fueron separados en dos grupos. Al primer grupo se mostraron cartas y les dijeron lo que eran, mientras que el segundo grupo tenía la tarea adicional de una práctica d escritura de las letras. Cuando los niños se pusieron en una "nave espacial" (una máquina de resonancia magnética), en el cerebro del grupo de redacción se iluminaron al estar más reforzada su actividad neuronal.

En otras palabras, parece que es el mismo principio que el palacio de la memoria anterior: obligar a otra parte de tu cerebro a ayudar con la memorización. Inventamos teclados porque escribir es más fácil y más rápido que escribir, pero que sea más rápido significa que estamos perdiendo la capacidad única de la escritura a mano para imprimir la información en nuestro cerebro. ¿Te acuerdas de esas tarjetas de memoria flash? Consigue una pluma y escribe en vez de imprimirlo en tu equipo. Mira como mejora tu puntación.

Un estudio de 2008 demostró que esto funciona especialmente bien cuando estás haciendo algo que implica aprender caracteres desconocidos, al igual que algunos lenguajes de programación, una partitura y escribir en chino o japonés. Una vez más, haciendo que tus dedos dibujen la forma, se acopla mucho mejor a una parte completamente diferente de tu cerebro que si estás mirando en una pantalla y diciendo: "¡recuerda esto, maldita sea!"

# 2. Controla tu ira por el uso de la mano menos dominante

Por supuesto, no son todos estos trucos que tu madre te enseñó que se supone que te calmes ("para y cuenta hasta 10!"), Que por supuesto no funcionan porque en el momento en que estás enfurecido, de todos modos se te olvida pensar lógicamente. Lo que necesitas es reforzar tus defensas antes de que la ira llegue a un punto incontrlable.

El Hack:

Este viene de la Universidad de Nueva Gales del Sur, que encontró el perfecto truco para el manejo de la ira, y no era la música cool-jazz o gatitos juguetones con gafas de sol. Se pidió a las personas que tenían problemas de ira usar dos semanas su mano no dominante para cualquier cosa que no pudiera poner en peligro a nadie: abrir y cerrar puertas, escribir cartas, servir el café y otras actividades sucias que ahora están cruzando tu mente. Después de dos semanas, estos sujetos podían controlar mucho mejor sus rabietas, incluso cuando otros participantes deliberadamente los insultaron para obtener una reacción.

¿Por qué esto posiblemente funciona? Bueno, mirando a la gente enojada bajo escáneres cerebrales muestran que los estallidos son menos por causa de demasiada ira y más sobre un autocontrol empobrecido. Eso es tanto una buena noticia como una mala noticia. La mala noticia es que el autocontrol es una cosa finita, y se puede descontrolar. La buena noticia es que es un mecanismo físico del funcionamiento del cerebro y se puede reforzar (o hackear para trabajar mejor).

Ahora, asumes que la única manera de hacerlo sería algún tipo de meditación o largas clases para manejo de la ira. O tal vez a pagar a alguien para haga un ruido molesto en el oído durante varias horas y disminuir lentamente la frecuencia con la que le golpeas en la cabeza. Pero resulta que no tienes que hacer nada de eso. Sólo con pedir a estas personas que utilizaran su mano torpe para hacer las tareas cotidianas les obligaron a hacer frente a cientos de pequeños momentos de frustración totalmente manejables. Pero eso fue suficiente para que sean un tanto inmune a esta frustración. Así que, cuando las cosas se pusieron feas, de repente se encontraron con que las paredes alrededor de su demonio interno de la ira eran más fuertes.

# 1. Estimular tu sistema inmune (viendo imágenes)

Enfermarse es algo sobre lo que no piensas que tengas mucho control más allá de las cosas obvias (comer sano, lavarse las manos, etc.). Pero maldita sea, este artículo no es acerca de lo obvio. Aquí se trata de hacks extraños que le permiten engañar a tu sistema para que trabaje mejor. Y si quieres reforzar tu sistema inmunológico, tienes que encontrar algunas fotos de la enfermedad.

El Hack:

Tu cerebro maneja todo, incluyendo el sistema inmunológico. Y ya sabemos que al ver ciertas imágenes se pueden desencadenar respuestas físicas en el cuerpo (algunas fotos nos hacen la boca agua, mientras que otras hacen efectos en el centro de nuestras partes íntimas). Bueno, cuando ves gente enferma, tu cuerpo refuerza sus defensas.

Científicos de la Universidad de British Columbia mostraron a los estudiantes 10 minutos presentación de diapositivas de personas enfermas para medir las respuestas de su sistema inmune. Así que durante 10 minutos, los sujetos de prueba miraron imágenes de personas con erupciones cutáneas, tos y esas extrañas cicatrices de vacuna de refuerzo que se ven en la mediana edad. Lo que descubrieron fue que después del visionado de enfermos, los glóbulos blancos de la sangre de los participantes se pusieron a toda marcha y comenzaron a producir interleucina-6 (IL-6), el mismo tipo de proteína que el cuerpo produciría para combatir las infecciones o quemaduras de combate.

Y si te estás preguntando si el sistema inmune desencadenado era sólo una respuesta general al estrés, la respuesta es realmente no. También había un grupo que tuvo la oportunidad de mirar fotos de gente apuntándoles con armas, que tuvo un aumento insignificante del 6 por ciento en la IL-6. En cuanto a adrenalina, por otro lado, resultó un aumento del 23 por ciento.

Desde un punto de vista evolutivo, esto tiene sentido - si ves a tus hermanos y hermanas de la cueva echar las tripas por todas partes o ser víctimas de la gripe prehistórica, tu cuerpo tiene que trabajar un poco más para evitar la misma enfermedad y caer muerto. Tu médico es muy amable por su parte llenando la sala de espera con calmantes fotos de paisajes y payasos. Si lo que quería es reforzar tus defensas, las paredes deberían estar llenas de llagas rezumantes de pus.






..


El Poder de Tu Mente

Leonardo Ferrari


Ni te imaginas lo que tu mente puede hacer por ti

Descargar Demo Libro en PDF



En la primera parte, aprenderás todo sobre el autocontrol.

La concentración mental, las técnicas de respiración para calmar la mente, la relajación y la meditación ya no tendrán secretos para ti.

Mediante unas técnicas probadas, con el poder de tu mente lograrás eliminar los problemas de sueño, dormirás mejor, y una vez dormido, a controlar y programar tus sueños.

Tendrás un buen conocimiento sobre programación neurolingüística que te permitirá modificar la conducta propia y la de los demás.

Además, conocerás a otra gran desconocida: la inteligencia emocional. Sólo con estos conocimientos es suficiente para seguir elevando tu mente durante toda tu vida.


En la segunda parte, conocerás y practicarás muchos aspectos de tu cerebro y de tu mente.

¿Sabías que no son lo mismo mente y cerebro? ¿Sabes cómo funciona el cerebro y sus efectos en tu mente?

También aprenderás a dibujar mapas mentales que te permitirán un mejor aprendizaje y más claridad mental.

Además, hay 15 técnicas probadas para desarrollar la creatividad.

Lograrás autohipnotizarte y conocerás las nociones básicas de la hipnosis.

Siguiendo esta línea, y con muchos ejemplos para practicar, sabrás cómo trabaja el inconsciente.

Hay dos capítulos más que previenen sobre la comunicación subliminal y la manipulación mental.

Por último, varias técnicas para mejorar tu memoria y acelerar tu capacidad de aprendizaje.


El libro es eminentemente práctico con ejemplos sencillos y claros para cada tema.

Sencillo, fácil y explicado con ejemplos

Lo lees y ya lo practicas

--------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------


-???- | -???-